Contáctanos

Acceso Usuarios

El público en tiempo y espacio

Escritos y confesiones. Barcelona, 1975. Trad. de Ramón Ibero.
El público en tiempo y espacio (1878)
Por Richard Wagner


Bajo este título se pretende iniciar un examen general de aquellas relaciones y condiciones en las que vemos al individuo creador en arte o literatura, respecto a la comunidad social que le ha sido asignada en cada caso como representante del género humano, hoy llamada público. En estas relaciones podemos distinguir, de inmediato, dos completamente distintas: o bien concuerdan público y artista, o no concuerdan en absoluto.

Leer más: El público en tiempo y espacio

El Judaísmo en la música

Wagneriana, nº1. 1977
El Judaísmo en la música
Por Richard Wagner

 

En la Neue Zeitschrift (1), se habló últimamente de un gusto artístico hebreo; esta expresión no podía dejar de provocar un ataque y una defensa. Me parece de suma importancia estudiar desde más cerca el fondo de este asunto, del cual la crítica solamente se ocupo en forma indirecta, o bajo la influencia de la pasión. No se trata aquí de decir algo novedoso, sino más bien de explicar la impresión inconsciente de repulsión intima que se manifiesta en el pueblo contra el espíritu judío, expresando así claramente una realidad existente. No se tratará, de ninguna manera, de dar vida artificial a algo irreal por la fuerza de la imaginación. La crítica desconoce su misión cuando, en el ataque o la defensa, quiere actuar en otra forma.

Leer más: El Judaísmo en la música

El arte del futuro. En torno al principio del comunismo

Escritos y confesiones. Barcelona, 1975. Trad. de Ramón Ibero.
El arte del futuro. En torno al principio del comunismo (1849)
Por Richard Wagner

 

¿Qué fin último, positivo persiguen, pues, todos los empeños que se manifiestan a través de la leyenda y la historia, la religión y la constitución política, al buscar legitimaciones divinas y, en cierto modo, primigenias a la posesión arbitraria y a la propiedad? ¿Vemos a algún conquistador, a algún usurpador, pueblo o individuo, que no trate de fundamentar su arbitraria apropiación en justificaciones religiosas, míticas o revalidadas por algún contrato? ¿De dónde proceden todas estas sorprendentes invenciones, exégesis, etcétera, únicas a las que debemos la formación de religiones y constituciones estatales? No cabe la menor duda de dónde, pues el hombre reflexivo no podía atribuirse un derecho natural auténtico a ésta o a aquella posesión y, en consecuencia, para satisfacer una necesidad de legitimación sentida y angustiosa, tuvo que recurrir a la inventiva de la fantasía, la cual ha depositado, asimismo, sus engendros en nuestras instituciones estatales de hoy, por severas que nos parezcan, para ira de la sana razón.

Leer más: El arte del futuro. En torno al principio del comunismo

El arte de dirigir la orquesta

Traducción de Julio Gómez. Imprenta de L. Rubio. Madrid, 1925 
El arte de dirigir la orquesta 
Por Richard Wagner

 

Nota del traductor

    En toda la historia de la literatura musical no hay figura más interesante que la de Ricardo Wagner, genio en el que se dió, como en ningún otro, un caso de perfecto equilibrio entre sus facultades musicales y literarias. El público de lengua española conoce a Wagner literato por las traducciones que se han hecho de algunos de sus opúsculos hunorísticos escritos durante su primera estancia en París; pero los escritos más interesantes en que trata problemas estéticos, técnicos y prácticos del arte musical, no han sido aún traducidos al español. Entre éstos es, sin duda, el más importante su obra «Opera y Drama», en la que expone toda su estética. Tal vez algún día acometamos la empresa de poner en castellano esa obra fundamental. Pero por ahora nuestra misión es más modesta. Se limita a dar a conocer un folleto sobre el arte de dirigir la orquesta, que fué publicado por Wagner en la «Neue Zeitschrift für Musik» en noviembre y diciembre de 1869 y reimpreso en tirada aparte en marzo de 1870.

Leer más: El arte de dirigir la orquesta

De lo femenino en lo humano

Wagneriana, nº1. 1977 
De lo femenino en lo humano 
Por Richard Wagner

 

Sólo ocasionalmente, y como algo secundario, ha llegado a encontrar recordada, recorriendo los tratados que son conocidos, sobre la decadencia de las razas humanas, la importancia de los matrimonios y de los influjos de ellas derivados sobre las cualidades de las especies. Me reservaba, en realidad, el expresar más extensamente mi pensamiento sobre esta cuestión, cuando en mi artículo "Heroísmo y Cristianismo" observaba que "ningún pecho cubierto de cuantos honores se desee, puede ocultar la realidad de un corazón pálido, cuyo pulso cansado traiciona dolorosamente su origen en un matrimonio concluido según las más perfectas reglas de la estirpe, pero sin amor".

Leer más: De lo femenino en lo humano

Declaración a los miembros del "Patronatverein"

Bayreuth, 15 de julio de 1879. Wagneriana, nº3. 1982
Declaración a los miembros del Patronatverein
Por Richard Wagner
 

    Yo no creo hacer una declaración inatendida a los miembros de nuestra asociación que han seguido las explicaciones relativas a nuestra situación (actual), diciéndoles hoy que la representación del “Parsifal” no podrá aún tener lugar en 1880. Por tanto yo me creo obligado a hacer esta comunicación expresa, tanto para evitar unos malentendidos como para facilitar la dimisión de los miembros de la asociación que no han aprobado más que por la próxima representación proyectada para el año próximo, pero no porque ellos estuvieran de acuerdo con sus tendencias generales, reservándoles el derecho de hacerse reembolsar las cotizaciones depositadas hasta el presente. Dependerá del crecimiento y de la consolidación de nuestra sociedad el llevar a cabo esta representación y de fijar la fecha, haciendo conocer al mismo tiempo la fundación de la empresa proyectada que se ocupará de la reanudación periódica de los “Bühnenfestspiele”. 
 

Comunicación a los señores patrones de los "Bühnenfestspiele" de Bayreuth

Bayreuth, 1 de diciembre de 1880. Wagneriana, nº3. 1982
Comunicación a los señores patrones de los Bühnenfestspiele de Bayreuth
Por Richard Wagner

 

    He sido invitado a tomar de nuevo los Bühnenfestspiele anunciados con la representación del “Parsifal”, durante el verano de 1882, no solamente en consideración de la situación financiera del patronato, pero más aún en consideración del aplazamiento indeterminado que experimentaría esta reposición, si se la hacia depender, también como como la representación anual de los Festspiele de esta situación financiera. A fin de probar mi reconocimiento para el interés y a menudo incluso para los sacrificios que mis amigos me han consentido hasta el presente, también como para permitirme producir de mi ánimo, con la perfección necesaria y con un efecto durable, unas ejecuciones de todas mis obras que sean perfectamente conformes a su estilo, yo estoy decidido a dar todo primeramente y en exclusiva y únicamente unas representaciones de mi obra más reciente, en el teatro de Bayreuth y esto a fin de que estas representaciones sean ofertorios para el gran público.

Leer más: Comunicación a los señores patrones de los "Bühnenfestspiele" de Bayreuth

Comentarios sobre los principales personajes de ”Lohengrin”

Wagneriana, nº36. 2000
Comentarios sobre los principales personajes de "Lohengrin"
Por Richard Wagner

 

LOHENGRIN

Lohengrin busca una mujer que crea en él, una que jamás pregunte quién es ni de donde viene, que lo ame por sí mismo, tal como lo ha visto en sueños. Busca la mujer ante la cual no sea necesario dar explicaciones ni justificarse, la mujer que lo ame sin condiciones. O sea, debe ocultar su origen, ya que precisamente no revelando su alta -o mejor elevada- identidad tendrá la seguridad de ser amado sólo por su persona, logrando con este anonimato un amor fiel y duradero. No quiere ser admirado ni adorado, lo único que desea es liberarse de su desolada soledad, busca el amor y la comprensión. A pesar de su inteligencia y de su sabiduría, lo que él quiere es ser únicamente un hombre íntegro, cálido, sensible y prudente, es decir sencillamente un hombre, no un dios. Así es como ama a la mujer... y en ella el corazón humano.

Leer más: Comentarios sobre los principales personajes de ”Lohengrin”

Carta sobre el Tannhäuser París, 27 de marzo de 1861

La España Moderna. Madrid, sin fecha.
Recuerdos de mi vida
Por Ricardo Wagner
 

I Recuerdos de mi vida (1813-1842) | II La prohibición de amar | III Traslación de las cenizas de Weber a Dresde | IV Mis recuerdos sobre Spontini | V Carta sobre el Tannhäuser. París, 27 de marzo de 1861 | VI Mis recuerdos sobre Luis Schnorr de Karolsfeld, muerto en 1865 | VII Un recuerdo de Rossini | VIII Historia de una sinfonía (carta al editor Fritzsch) Venecia, 31-12-82 | IX Carta a M.G. Monod. Sorrento, 25 de octubre de 1876 | X Carta al Duque de Bagnera. Villa de Angri, 22 de abril de 1882 ]

 

V

CARTA SOBRE EL «TANNHAUSER»

París, 27 de Marzo de 1861.

Prometí á ustedes noticias circunstanciadas sobre todo lo relativo al Tannhauser. Ha llegado la hora de cumplir mi promesa, y lo hago con tanto mayor gusto cuanto que el asunto ha tomado un sesgo franco, y ahora puedo verlo desde lo alto, abarcar todos sus pormenores, y hacer una reseña á sangre fría, como si hablase conmigo mismo. Para la mejor inteligencia, es menester que diga algunas palabras sobre los verdaderosmotivos que me decidieron á venir á París con preferencia á ninguna otra parte. Empezaré, pues, por aquí.

Leer más: Carta sobre el Tannhäuser París, 27 de marzo de 1861

Carta al Duque de Bagnera. Villa de Angri, 22 de abril de 1882

La España Moderna. Madrid, sin fecha.
Recuerdos de mi vida
Por Ricardo Wagner

 

I Recuerdos de mi vida (1813-1842) | II La prohibición de amar | III Traslación de las cenizas de Weber a Dresde | IV Mis recuerdos sobre Spontini | V Carta sobre el Tannhäuser. París, 27 de marzo de 1861 | VI Mis recuerdos sobre Luis Schnorr de Karolsfeld, muerto en 1865 | VII Un recuerdo de Rossini | VIII Historia de una sinfonía (carta al editor Fritzsch) Venecia, 31-12-82 | IX Carta a M.G. Monod. Sorrento, 25 de octubre de 1876 | X Carta al Duque de Bagnera. Villa de Angri, 22 de abril de 1882 ]

 

X

CARTA AL DUQUE DE BAGNERA (1)

Villa de Angri, 22 de Abril de 1880.

 

Señor duque: Ayer mismo hubiese recibido usted las lineas que tengo el gusto y el deber de dirigirle, expresándole mi gratitud, si no me hubiese creído obligado, por la confianza con que me honra V., á añadir á ellas la manifestación de un pensamiento serio sobre el sentido y la trascendencia que podrían tener para el arte dramático italiano los estudios musicales del Conservatorio de Nápoles. Ha surgido en mí ese pensamiento durante la audición de la opereta, en que ví manifestarse notables facultades, tanto de parte de los alumnos como del joven compositor. ¿ Qué dirección -me preguntaba entonces- debería darse á disposiciones tan notorias? ¿ Cómo prevenir su alteración al contacto con el amaneramiento teatral de nuestros días? ¿Cómo impedir, v. gr., que los cantantes se adelanten continuamente hacia el proscenio para declamar sus sentimientos al público? ¿Cómo hacer que un compositorjoven tenga en cuenta su asunto, y no aplique efectos de óperas heroicas y trágicas á un idilio? ¿ Cómo evitar sobre todo ese rebuscamiento del efectó por los medios más extraños al gran arte escénico? ¿ Cómo inculcar, en fin, el sentimiento de la belleza de un modo imborrable en esas naturalezas jóvenes tan ricamente dotadas?

Leer más: Carta al Duque de Bagnera. Villa de Angri, 22 de abril de 1882